Casamiento homosexual y adopción

Hoy en la facultad tuvimos un debate muy interesante sobre estos temas con unos amigos (como verán me encanta debatir con todo el mundo sobre todo). Estuvo muy interesante y me gustó ver argumentos no religiosos sobre estar en contra de la adopción.

La cosa empezó cuando nos pusimos a hablar del proyecto que se trató en diputados la semana pasada,  todos estábamos  de acuerdo con que los parejas homosexuales deberían poder casarse ya que ésto les permite tener muchos mas beneficios como pareja que la unión civil. Pero no todos estuvimos de acuerdo en la parte de la adopción. Y acá es donde se ponen buenos los debates, si todos estamos del mismo lado no podemos discutir nada, mientras que los que defendíamos el 100% de igualdad de derechos entre parejas homosexuales y heterosexuales por diversos motivos, el principal motivo de los argumentos en contra, era que en éste derecho se ve implicado un tercero (el menor a adoptar).

Justo cuando terminó la discusión (porque teníamos que entrar a la cursada) me acordé de un post en Proyecto Sandía que hablaba de éste tema (Link), pero al releerlo me dí cuenta que uno de los contra argumentos para la adopción no estaban discutidos, así que decidí expresar mi opinión personal.

El argumento era que cuando el chico adoptado creciera y fuese al jardín/escuela y los compañeros se enteraran que tenía dos papás o dos mamás iba a ser objeto de burlas e iba a sufrir mucho, lo que lo iba a perjudicar mucho en su vida cotidiana.

Después me puse a pensar un poco en cómo contra argumentar este contra argumento (?) y se me ocurrió proponer posibles situaciones, algo que aprendí de leer los libros de Paenza, Matemática ¿estás ahí? los cuales recomiendo.

La situación ya está planteada; un chico adoptado por una pareja homosexual va a la escuela y los compañeros ven que  tiene dos padres del mismo sexo. Se me ocurre comparar ésto con casos bastante comunes de nenes que vuelven de la escuela a contarle a sus padres que los papás de su amiguito están separados. Los comparo porque supongo que un chico de 5, 6 años que no conoce la existencia de parejas homosexuales haría lo mismo, le contaría a sus padres. Entonces acá es donde empiezan los casos posibles:

Situación 1: Los padres del amiguito son de mente abierta y aceptan las parejas homosexuales

Situación 2: Los padres del amiguito no aceptan las parejas homosexuales

Analicemos qué pasaría en cada situación.

Situación 1:

El amiguito va a volver a la escuela y va a seguir tratando al chico adptado como si fuera uno más, que es precisamente lo que es.

Situación 2:

El amiguito va a volver a la escuela y va a tratar al chico adoptado como un bicho raro, probablemente (que es lo peor que puede pasar) algún día use en una pelea el hecho de que los padres son homosexuales (le dirá “y tus viejos son putos” o parecido).

Entonces el peor caso que podemos tener es que el chico termine siendo un chivo expiatorio, algo que ocurre con normalidad en todas las escuelas con diferentes cosas (lo que no está bien, y lo dice alguien que ha sido chivo expiatorio). De todos modos, el chico va a estar en un ambiente en el que cuando vuelva a su casa y cuente lo que le dijo su “amiguito”, los padres (o madres) le van a decir “no le des bola, si no nos molesta a nosotros, por que te va a molestar a vos”.

Personalmente sufrí varios casos de discriminación durante la primaria y la secundaria (como les decía más arriba) y no creo que eso me haya dejado muchos problemas (al fin y al cabo, el que esté 100% sano de mente que tire la primera piedra (?) ). Yo creo que todo problema que puedan a llegar a tener los chicos adoptados por parejas homosexuales tiene que ver con la cultura en la que vivimos y la forma en la que nos lavan el cerebro desde que nacemos (lavan el cerebro en todas las formas, la cuturización conlleva un lavado de cerebro, una inserción de costumbres sin opción de decir que no).

A partir de ésto último surgió un segundo debate, ¿es necesario hacer la ley para que con ésto se cambie la cultura, o hay que esperar a la cultura para luego cambiar la ley?

Exponiendo nuevamente mi opinión, creo que hay dos tipos de posturas en contra; los que tienen argumentos refutables y que admiten que en algún momento pueden cambiar las cosas y los que tienen argumentos no refutables, como los que se basan en lo que dicta Dios o la biología (como si en las demás especies no hubiese actos homosexuales).  Supongamos que actualmente hay un número N de personas con argumentos refutables y que cada 5 años, ese N baja un tercio. Entonces podríamos esperar 5 años para que los que están en contra disminuyan un poco y la discriminación que van a sufrir los chicos adoptados va a bajar. Pero todavía quedan 2/3 de N que están en contra (más los que tienen argumentos no refutables), por lo que nos van a pedir esperar 5 años más, luego de los cuales vamos a tener 4/9 N (casi la mitad de los originales), más los que tienen argumentos no refutables. Para ésto ya vamos 10 años sin cambiar la ley y donde la solo menos de la mitad de los que estaban en contra, ahora están a favor.

En el caso de aplicar primero la ley y esperar que así se cambie la cultura, estaríamos casi obligado a la gente a cambiar, lo que no está muy bien, pero creo que actualmente, ante un caso así, es lo mejor que tenemos, si a alguien se le ocurre algo, es libre de hacerlo.

¿Y ustedes que opinan?

Anuncios

The URI to TrackBack this entry is: https://seamosgrandes.wordpress.com/2010/05/11/casamiento-homosexual-y-adopcion/trackback/

RSS feed for comments on this post.

5 comentariosDeja un comentario

  1. muy bueno el debate!… la verdad es un tema muy impotante!

  2. Como puse en el blog del echi… estoy a foabor de la vida… formar una famila es apostar a la vida, un niño solo sin familia no es feliz, los niños tienen que ser felices porque son el futuro. igualmente creo que va mas allá, la ley de adopción ya es una garcha como esta ahorá, las amilias siguen adoptando de forma “de palabra” y si no tenes una buena posiscion social se te complica mucho mucho…. creo que antes de discutir si un nene puede o no vivir con una familia homosexual deberiamos todos ponernos de acuerdo en que un nene en un hogar de huerfanos DEBE tener una familia, despues discutamos que tan mal hace una familia homosexual (para mi hace el mismo mal que una heterosexual) lo importante es que el nene adoptado sea feliz…tenga una familia y disfrute su niñes, y VIVA feliz, porque lo que importa es el niño en toda su expresión.
    No creo que todos los homosexuales quieran formar una familia (porque conozco muchos heterosexuales que no lo quieren) así que dudo que el problema sea tan grande como lo plantean por ahí, ahora bien ser padre/madre es una vocación… si un homosexual tiene esa vocación, lo va a hacer bien, y merece formar una familia, cuando alguien adopta no lo hace por capricho, lo hace porque desea formar una familia y no puede, lo hace porque tiene vocacion de padre/madre, y si es así el niño va a estar bien y feliz.

    reitero estoy a favor de la vida.

    y si el nene sale puto por estar en una familia gay… cual hay??? salen putos de familias heterosexuales…. dejemonos de joder…
    abrazo….. pasé a cusmear y terminé comentando. gracias…

  3. favor leer comentario del 19 de junio en:

    http://www.proyectosandia.com.ar/2010/05/los-padres-homosexuales-perjudican-el.html

    guadalupe

    //Editado por Brunobian// edito el comentario, y pongo acá lo que pusiste en proyecto sandía, así seguimos el debate aca

    “entre al blog de brunobian. Creo que mi planteo va de la mano con su pregunta ¿cambiar la ley o esperar que la sociedad cambie? .. lo que la distingue es que la LEY en mi opinion debe ser algo SUFICIENTEMENTE VALORADO, Y VALORABLE para la sociedad. SINO que sentido tiene que sea LEY.
    por eso su propuesta “aplicar la ley y obligar a que la gente cambie” no me parece que de una solucion.

    Y la cuestion de tiempo… creo que si este tema es delicado, el debate, el sopeso de argumentos, la deliberacion.. es el camino. Y en concordancia con el titulo del blog brian (seamos grandes, hablemos de ideas) creo que este es el camino. E internet es un buen medio, para llegar por medio de la deliberacion a definir que votamos, que eligimos, como queremos ser.

    las manifestaciones… son una forma de mostrar el sustento numerico que tienen ciertas ideas.. pero no permiten llegar a acuerdos. Una ley para cambiar a una sociedad tampoco. La libertad es un valor sobre el que intenta basarse esta sociedad.

    ¿que podemos hacer?
    involucrarnos en el debate, escuchar, preguntarnos que quiero, y actuar en busca de eso. Si nadie quiere ver chicos en la calle por que los hay? porque no nos involucramos con el otro.
    Un matrimonio homosexual no va a salvar la desnutricion. Estan los bancos de esperma cada pareja puede tener sus hijos..
    No es un mandato que el homosexual vaya a salvar a los niños de la calle. Ese argumento me parece bastante ridiculo.

    gracias por leer y comentar”

    • Ahora si, te respondo acá.
      Está claro (y lo digo en el post) que para mi no es la mejor solución aplicar la ley para cambiar la cultura, pero también me parece que dentro de las soluciones reales, puede llegar a ser la mejor, más que nada por el tema del tiempo, del que vos hablas, es obvio que se necesita un debate, pero si debatimos diez años no sirve. Por desgracia estamos en un sistema en el que no expresamos directamente nuestra opinión sobre temas tan importantes para la sociedad como este, si no que tenemos que confiar que aquel grupo de personas que votamos hace dos años piensen como nosotros, a pesar de que cuando los votamos no sabíamos que se iban a enfrentar a este debate (por ejemplo, si yo hubiese votado a alguno de los que votó en contra de esta ley, me sentiría defraudado, no por el diputado, si no por el sistema).
      Este es un tema de gran importancia, para mi puede significar un gran avance a nivel mundial como sociedad. Pero para poder aplicar el cambio es necesario que el debate pase las puertas del cenado, que la gente se informe y que todo aquel que quiera decidir sobre el futuro de la sociedad, pueda hacerlo de forma directa (muchas veces idealizo un sistema donde la gente se involucre diariamente y directamente en el poder).

  4. En este tipo de cambios no se puede esperar a que todo el mundo esté de acuerdo.
    La ley del voto secreto y obligatorio no podía esperar a que los conservadores estén de acuerdo con que los pobres voten y luego el voto de la mujer tampoco podía esperar.
    En la democracia se hace lo que voya la mayoría, pero eso no significa que las minorías dejen de estar representadas. Por eso creo que no sirve tampoco la propuesta de plebicito que hace ahora la iglesia. Creo que los gobernantes tienen la obligación de asegurar la igualdad de derechos independientemente de lo que opine la mayoría católica


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: